Debate Reiki: ¿Fraude o sanación?

22 noviembre, 2015  por  Redacción     No comments

jxWUciEM

CARLOS LARGO | ¿Qué es el Reiki? ¿Por qué se ha puesto tan de moda en los últimos años? ¿Puede producir su práctica algún tipo de beneficio en nuestro organismo? O por el contrario, ¿se trata de un negocio más que pretende aprovecharse de las creencias de millones de personas en todo el mundo?

Si has llegado hasta este artículo es que tu instinto te ha guiado hasta un tema del que probablemente te has cuestionado, al igual que yo, en algún momento de tu vida. Preguntas y dudas que, en mi caso particular, aumentaron el día en que el libro Entre dos aguas del Dr. Francisco Barnosell llegó a mis manos. Un sorprendente trabajo científico que recoge las investigaciones de un médico tradicional que, desde hace diez años, viene interesándose por las supuestas mejoras que el reiki y otras terapias energéticas producen en las personas que las aprenden y que son tratadas con ellas.

citareiki1En numerosas entrevistas, el doctor Francisco Barnosell se ha definido a sí mismo como un notario de este tipo de casos y como un mero explorador del otro lado de estas artes que hasta hace poco eran desconocidas en prácticamente todo el mundo. Y eso es lo que precisamente más me gustó de él… Su mente abierta y su predisposición para estudiar, analizar, aventurarse en terrenos previsiblemente pantanosos y críticos para su trabajo y, sobre todo, su atrevimiento al establecer sus propias conclusiones: que el reiki no es perjudicial para la salud y que este debería ser considerado como un buen candidato a formar parte de la cartera básica de nuestros servicios sanitarios.

Sin embargo, yo quería saber más y, si era posible, adentrarme en un mundo que creía totalmente alejado de mi percepción. Por ello, propuse a nuestro jefe de redacción, Gerardo Peláez, y a nuestro director, Iker Jiménez, la elaboración de un reportaje con su consiguiente debate para acercar al espectador el significado del reiki y los cambios presuntamente reales que introduce en la vida de algunas personas, especialmente la de enfermos con afecciones crónicas o sin curación.

Y así fue como llegué hasta las maestras de reiki María Blanch (Escuela EERA) y Alicia Carrasco (Centro de Bienestar Vidaes) y la psicóloga Cristina Bushell (Gabinete Bushell), quienes muy amablemente me guiaron en mis primeros pasos hacia este proceso “amateur” de experimentación. De hecho, ellas fueron mis primeras entrevistadas y las que me dieron los primeros titulares:

“La terapia reiki consiste en la transmisión de la energía universal a través de la imposición de las manos. Es una terapia totalmente sencilla e inocua y no tiene efectos secundarios. La energía universal atraviesa nuestra cabeza, pasa por nuestros centros superiores energéticos, va directamente a los brazos y de ahí a las manos y de ahí directamente al receptor” (María Blanch, maestra de reiki)

“El reiki es una energía a la que nos podemos conectar o desconectar y cuando hacemos reiki a una persona esa energía nos está beneficiando a nosotros a la vez que está beneficiando a los demás. Básicamente te ayuda a entrar en un estado de calma, bienestar y relajación. Dentro de nosotros, tenemos una farmacia evolucionada llena de químicos que llevan a la autocuración. Eso hace que las enfermedades se suavicen y en muchos casos se curen”. (Alicia Carrasco, maestra de reiki)

“Desde el punto de vista de la psicología, el efecto que produce el saber y el sentir que hay algo que está curándome produce efectos reales fisiológicos en el cuerpo, es decir, cambian estructuras cerebrales y obviamente puede haber sanaciones. Sin embargo, el problema que puede ocurrir es que se lleve al extremo y solo se utilice el reiki, es decir, si tú tienes una enfermedad grave además de poner mucha voluntad en curarte necesitas un tratamiento médico apropiado para poder vencer a la enfermedad. El cerebro tiene mucho poder, pero no es lo único”. (Cristina Bushell, psicóloga)

Pero entonces, si existen especialistas que defienden el reiki como complemento ideal para determinados tratamientos médicos, ¿cuáles son sus puntos débiles? ¿Por qué existe tanto temor y polémica dentro de la comunidad científica a la inclusión de este tipo de terapias en nuestros hospitales? La respuesta nos la darían posteriormente dos de nuestros invitados al debate: el médico de familia Vicente Baos y nuestro colaborador, el periodista de ABC, José Manuel Nieves:

“La fuerza de la creencia es poderosa en el ser humano. Captar una energía universal a través de las manos y transmitirla a un paciente carece de lógica científica. Los beneficios producidos por el reiki son generados por un efecto placebo que provoca bienestar en la persona. El hecho de que muchos sitios importantes permitan el uso del reiki no avala su eficacia”. (Vicente Baos, médico de familia)

“Últimamente he escuchado que hay maestros de reiki que dicen curar por teléfono. Como en todas estas cosas paracientíficas, por un lado, se mezcla lo desconocido y la falta de información de cómo reacciona nuestro cuerpo y por otro lado, la existencia de algunas personas que se aprovechan. Yo defendería que más personas formadas científicamente y conocedoras del método científico recibieran financiación para hacer más estudios”. (José Manuel Nieves, director del Área de Ciencia de ABC)

UNA PRUEBA DE FUEGO: LOS TESTIGOS

Escuchados los argumentos de unos y otros, a favor y en contra del reiki, incluyendo los de nuestro maestro Enrique de Vicente que según él “también funciona en seres imposibles de sugestionar como bebés, animales o plantas”, quedaba dar un paso más: acercarnos a un centro de aprendizaje donde los propios maestros, alumnos y pacientes pudieran compartir sus pensamientos y vivencias con las cámaras de nuestro programa.citareiki2

Y así fue como el pasado 29 de octubre, tuvimos la oportunidad de acudir al Centro de Bienestar Vidaes y conocer los testimonios de Diana De la Torre, Alfredo José Soriano y Cristina De Dios. Personas normales y corrientes como tú y como yo a las que un día el reiki llamó a sus puertas, quedándose para siempre en sus vidas.

“Yo hace cinco años estaba atravesando una etapa muy negativa en mi vida, tanto a nivel profesional como a nivel interno. Con el reiki noté un cambio muy bueno, empecé verlo todo muy positivo. Y bueno, a partir de ahí me inicié en reiki 1, continué con reiki 2, reiki 3 y ahora soy terapeuta. En Argentina, los médicos de familia ya lo recetan para personas con depresión, ansiedad… Yo creo que en España deberían tomar consciencia de esta terapia porque funciona, realmente funciona”. (Diana De la Torre, Quiromasajista)

“Yo me inicié en reiki en 2008 para intentar sanar una depresión profunda y diagnosticada y para la que no encontraba ninguna otra herramienta más allá de la medicina convencional que me ayudase. La medicina convencional me ayudaba a tener una vida más o menos normal, pero no lograba recuperarme del todo. He de decir que del primer curso no salí sorprendido, pero sí que tuve la constancia de hacer las prácticas y realmente me curé, no lo puedo decir de otra manera, me curé. Los ansiolíticos que tomaba los dejé de tomar, la medicación que tomaba la dejé de tomar. Después de no trabajar durante mucho tiempo, pude recuperar mi trabajo y más que una sanación, se convirtió en un camino personal”. (Alfredo José Soriano, maestro de reiki)

“Me parecía algo que no podía ser, vamos que no me lo creí. Hasta que lo he probado y ha sido cuando he empezado a notar todos los beneficios y un cambio lento en todos los aspectos de mi vida. Tanto a nivel emocional como físicos. Yo tengo una salud algo complicada, tengo un tratamiento muy fuerte para dos enfermedades raras, una de nacimiento y la otra a consecuencia de un ictus que me dio hace 5 años, y bueno la verdad es que mi cardiólogo hace quince días me vio y me dijo que lo que veía era maravilloso”. (Cristina De Dios, paciente)

No puedo mentirte. Salí muy sorprendido al escuchar no sólo estas, sino otras muchas historias que quedaron fuera de cámara sobre mejorías e incluso supuestas sanaciones en casos de inflamaciones cervicales, lesiones incurables de córnea e incluso cáncer. Relatos con informes médicos que avalaban la milagrosa curación de algunos pacientes y que por supuesto, carecían de explicación lógica, sobre todo, cuando estaban destinados a tener un trágico desenlace.

Sin embargo, desde mi posición, creo que no soy la persona más adecuada para emitir un juicio de valor adecuado sobre los efectos que pueden tener estas terapias sobre nuestro cuerpo. Por supuesto, me sometí a una sesión de reiki y pude sentir la profunda relajación de la que algunos de nuestros entrevistados nos habían hablado anteriormente, pero supongo que, como todo en esta vida, es una señal de que debo continuar mi camino personal y extraer muchas más conclusiones. Este ha sido tan sólo un pequeño intento de acercarme a las diferentes posiciones y opiniones que existen en torno a este polémico debate y que me hacen ver que, al menos, debo darme la oportunidad de curiosear, experimentar y en definitiva, evaluar.

Comentarios en Facebook

comentarios

Categorías —

No Comments

Sin comentarios.

Leave a Reply


No usar estas etiquetas:    <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>